);
The Last Dance

1998: el último año de Michael Jordan en Chicago Bulls y uno clave para la Generación Dorada

No solamente en la NBA el año 1998 fue escenario de un cambio de era, con el "Último Baile" de los Chicago Bulls de Michael Jordan, Scottie Pippen y Dennis Rodman.

Al mismo tiempo que eso sucedía, la Generación Dorada del básquetbol argentino vivía momentos claves para su futuro, teniendo un gran despegue como profesionales después de lo que había sido el recordado Mundial Sub 22 de Australia 1997, en el que terminaron en el cuarto puesto y al que los miembros de ese equipo recuerdan como un evento bisagra.

MÁS | El Open McDonald's 1997: la experiencia de Chicago Bulls en París y el duelo con Atenas de Córdoba que no pudo ser

Manu y Pepe, de estreno en la Selección

Después de aquella temporada 1997-1998 de la NBA llegó el Mundial de Básquet de Grecia, disputado del 29 de julio al 9 de agosto de 1998. Ahí curiosamente Estados Unidos no fue con sus NBA debido a un lockout que no permitió que jueguen jóvenes estrellas como Tim Duncan y Grant Hill, sino que tuvo que ir con jugadores de otras ligas. En tanto, Argentina estaba en pleno recambio. Figuras de la década del '90 como Marcelo Milanesio, Marcelo Nicola, Juan Espil y Esteban de la Fuente, recibían en el equipo mundialista a dos jovencitos bahienses de 21 años que se conocían desde la infancia: Manu Ginóbili y Pepe Sánchez.

Por entonces el base andaba por la Universidad de Temple, en Philadelphia, donde había terminado su segundo año promediando 9,6 puntos, 4,9 asistencias, 4,1 rebotes y 3,4 robos. Manu, en tanto, acababa de dar su salto definitivo de calidad en la Liga Nacional: fue elegido el Jugador de Mayor Progreso tras promediar 24,9 puntos y 4,9 rebotes. Llevó a Estudiantes de Bahía Blanca a las semifinales (en las que perdió con el Atenas de Fabricio Oberto) y tenía todo listo para empezar su carrera en Italia con el Reggio Calabria de la segunda división.

En el Mundial, en aquella Selección dirigida por Julio Lamas, fueron de menor a mayor, haciéndose lugar de a poco en un equipo argentino que cayó con el campeón, Yugoslavia, en cuartos de final y terminó octavo tras vencer a Australia, Nigeria y Brasil. El próximo Mundial sería mucho mejor.

MÁS | Manu Ginóbili y la historia de su único partido frente a Michael Jordan

Oberto, en el techo de la Liga

Fabricio Oberto estuvo realmente cerca de ser el primer miembro de la Generación Dorada en enfrentar a Michael Jordan. Con apenas 22 años, el pivote cordobés era un hombre fundamental de aquel equipo de Atenas que perdió la semifinal del Open McDonalds ante Olympiacos en los últimos segundos: si el equipo argentino hubiese ganado, habría enfrentado a los Bulls en la definición del torneo.

Por entonces Atenas era sensación en el básquet sudamericano y en esa temporada 1997-1998 tuvo un dominio similar al de los Bulls en Estados Unidos: se consagró campeón de la Liga Sudamericana y de la Liga Nacional, ganando una recordada serie final de la LNB ante Boca Juniors por 4-0, con partidos disputados en el Luna Park. Ese fue el único título nacional que logró Fabricio, que había sido dominante durante toda la temporada: fue el MVP de la fase regular y de las Finales, anotando 37 tantos en el cuarto partido frente a otros futuros campeones en Atenas 2004: Rubén Wolkowyski y Gabriel Fernández.

Posteriormente a esa consagración, Oberto brilló en el Mundial de Grecia 1998, promediando un doble-doble de 12,8 puntos y 10,4 rebotes. Tras ese torneo, fichó por el Olympiacos de ese mismo país, donde comenzó su camino europeo que luego desembocaría en la NBA.

MÁS | El partido de Michael Jordan contra Argentina en 1992, resumido en cinco jugadas

Scola, otro más que se marchó

Así como hicieron Emanuel Ginóbili y Fabricio Oberto, Luis Scola también tomó rumbo europeo tras la temporada 1997-1998. El porteño, con 18 años recién cumplidos, fue contratado por el Baskonia de España, que lo cedería por dos temporadas al Gijón de la segunda división. Luifa había jugado en Ferro Carril Oeste en las tres campañas anteriores. Su debut en la Selección recién llegaría un año después, en el Sudamericano de 1999. El año anterior ya había sido parte del equipo del Mundial Sub 22 dando cinco años de ventaja.

La explosión de Nocioni y los primeros partidos de Delfino

Siete años después, Andrés Nocioni sería un jugador fundamental en el regreso de los Bulls a los Playoffs por primera vez después de la despedida de Jordan, con 25 puntos, 18 rebotes y 4 asistencias en un triunfo por 103-94 ante Washington Wizards. Pero en plena época de "The Last Dance", era un chico de 18 años que jugaba para otro equipo campeón de la década del 90 que vestía de blanco y rojo: Independiente de General Pico, de la Liga Nacional.

Ahí había llegado el santafesino para la temporada 1997-1998 y fue ahí donde empezó a demostrar: promedió 9,1 puntos y 3,7 rebotes en 17,2 minutos por partido. Su despedida fue al año siguiente: lo eligieron como Mejor Sexto Hombre de la LNB y fichó por el Baskonia.

Al mismo tiempo que el "Chapu" despuntaba en La Pampa y se despedía de Argentina, un tal Carlos Delfino de solamente 16 años hacía su debut como profesional en Libertad de Sunchales, jugando 14 partidos de la 1998-1999, su único paso en LNB antes de la Selección, Europa y la NBA.

Victoriano y su debut en Real Madrid

El base Lucas Victoriano era una de las promesas principales de Argentina en los últimos años de la década de los 90. El tucumano tenía tanta clase que Real Madrid no dudó al llevárselo para la temporada 1997-1998, cuando era un chico de 19 años que ya hacía sus primeras armas en la Selección Mayor. Su estreno en el primer equipo de la "Casa Blanca" fue en marzo de 1998, cuando finalmente tuvo lugar como extranjero antes de terminar el trámite de nacionalidad. Ese día, siendo compañero de Dejan Bodiroga, jugó 11 minutos frente al Caja Cantabria. Por distintos motivos su carrera no llegó a despegar como se pensaba y quedó en las puertas del equipo campeón de Atenas 2004, pero fue uno de los hombres que vivió desde adentro el batacazo de Indianápolis 2002.

Un torneo de volcadas muy especial

El Juego de las Estrellas de 1998 de la Liga Nacional, disputado en el verano en Mar del Plata como empezaba a ser costumbre por entonces, tuvo una lista de participantes de lujo: entonces eran todos chicos realmente jóvenes, pero con un futuro que superaría lo hecho por mitos del básquetbol argentino del siglo XX como Beto Cabrera o Finito Gehrmann, que estaban como jurados. Andrés Nocioni, Emanuel Ginóbili, Luis Scola, Leonardo Gutiérrez, cuatro futuros campeones olímpicos, se desafiaban en esta exhibición. Además estaba Andrés Pelussi, otro que sumaría varios partidos en la Selección, y la lista la completaban el juvenil local Andrés Anticevic y el campeón defensor, Marcelo Mangiacavalli.

Nocioni, Pelussi y Gutiérrez avanzaron a la semifinal, donde esperaba Mangiacavalli, quedando Manu eliminado a pesar de haber logrado una volcada de 49 puntos en su primer intento. Los amigos Nocioni y Gutierrez fueron los dos clasificados a la definición, ante la presencia de célebres mascotas de la NBA como Rocky de Denver Nuggets y Hugo de Charlotte Hornets. Finalmente, Leo se hizo con el título tras vencer al Chapu por apenas un punto, en un cierre polémico que levantó algunos silbidos del público marplatense.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Lakers, Heat
Nocioni y el valor de estilos diferentes en las Finales
Leandro Fernández
Miami LeBron
🎬 ¿Cómo funcionó la zona de Miami ante Lakers?
Juan Estevez
Finales NBA Andrés Nocioni
🎥La previa de Lakers-Heat, por Andrés Nocioni
Leandro Fernández
Lakers, Heat - NBA Finalists
¿Cómo ver NBA en Argentina? Fechas, horarios, canales
Staff NBA.com
LeBron James Jimmy Butler Lakers Heat
El calendario de las Finales 2020
NBA.com Staff
Miami Heat
El uno por uno de Miami Heat
Agustín Aboy
Más noticias