NBA

30 motivos para observar a los 30 equipos de la temporada 2020-2021

Resta menos de una semana para que el 22 de diciembre de comienzo la temporada 2020-2021 de la NBA, con varias narrativas que como año a año, la llenan de interés. La búsqueda de Los Angeles Lakers por el bicampeonato, los LA Clippers yendo por la revancha, los Golden State Warriors intentando dejar atrás su último lugar en la campaña pasada, el debut NBA de Facundo Campazzo, el regreso de Kevin Durant en los Brooklyn Nets, los cambios en un Milwaukee Bucks que vuelve a soñar con sus primeras Finales en la era Giannis Antetokounmpo... Y mucho, pero mucho más.

Claro que eso si solamente nos enfocamos en los máximos candidatos. Pero también aparecen historias por demás interesantes, como la presentación de la clase 2020 de novatos, jóvenes que buscan dar un paso adelante en su estrellato como Luka Doncic, Zion Williamson, Trae Young, Ja Morant o Jayson Tatum, como así también otros que sueñan con ser los nuevos Pascal Siakam y Brandon Ingram, compitiendo por el premio a Mayor Progreso.

Al fin y al cabo, cada equipo tiene su atractivo, sea desde lo colectivo o desde lo individual. Y para seguir palpitando lo que será el inicio de la temporada en unos días (22 de diciembre), les proponemos quedarnos con 30 historias para prestar atención alrededor de la liga. Una por cada franquicia. ¡Allá vamos!

Más | La Guía de la temporada NBA 2020-2021: equipos, planteles, estrellas, fichajes, calendario, análisis y más

📲 Mira los partidos en vivo en tu dispositivo preferido 🏀 Descarga los encuentros y highlights para verlos offline donde sea que estés 🏆 Acercate a la acción con estadísticas y gráficos interactivos. NBA League Pass, a la venta ahoraHaz click aquí

Atlanta Hawks: Trae Young en un equipo... ¿ganador?

Prácticamente cualquier otro jugador que en su segunda temporada y con apenas 21 años, promediase 29,6 puntos y 9,3 asistencias probablemente recibiría mucha más atención que la que se llevó Trae Young en la 2019-2020. Los motivos para ello son básicamente dos: los problemas que el base aún muestra en el costado defensivo y sobre todo, la mala campaña de sus Atlanta Hawks, alejados de los puestos de Playoffs.

El tema defensivo será un desafío para Young en esta campaña: necesita dar un paso adelante, porque si bien probablemente nunca vaya a ser un marcador destacado, tiene que al menos salir del fondo de los rankings de la competencia en esa área. De todas formas, la sensación es que en lo que respecta la segundo punto, la historia será muy diferente en la 2020-2021.

Los Hawks fueron de los equipos más activos en el reciente mercado, sumando a jugadores como Rajon Rondo, Kris Dunn, Danilo Gallinari, Bogdan Bogdanovic y el novato Onyeka Okongwu, además de contar con Clint Capela por primera vez (traspasado en la temporada anterior, pero aún sin su debut oficial con Atlanta). Con eso en mente, más el desarrollo de los jóvenes, los de Lloyd Pierce han conformado una de las rotaciones más extensas de toda la liga. ¿Podrán trasladarlo en victorias y en un lugar en la postemporada?

Todo indica que tras dos años complicados desde lo colectivo, por fin Young tendrá un equipo competitivo a su alrededor, potenciando el interés puesto en uno de los talentos naturales más grandes que tiene la NBA hoy en día.

Boston Celtics: La consolidación de Jayson Tatum como súperestrella

Si hubo una noticia positiva para Boston en la 2019-2020 esa fue la explosión definitiva de Jayson Tatum como uno de los mejores jugadores de la liga. El alero promedió 23,4 puntos, 7 rebotes y 3 asistencias, además de hacerlo con excelentes porcentajes: 45% de campo, 40% en triples y 81% en libres. Ah, y también siendo uno de los pilares de la cuarta mejor defensa del torneo. El combo ideal.

La pregunta es si Tatum aún tiene un escalón más por escalar y con apenas 22 años, todo indica que la 2020-2021 le dará ese espacio. Especialmente tras la salida de Gordon Hayward y los problemas físicos de Kemba Walker, quien se perderá el arranque de la campaña. Al menos en esas primeras semanas, la ofensiva de Boston se parecerá bastante a un unipersonal del ex de Duke, más lo que pueda aportar Jaylen Brown como complemento.

¿Cuestiones a mejorar para Tatum? El pase y la generación de juego para sus compañeros sigue siendo la más importante, aunque no la única. Como demostraron ciertos pasajes de los Playoffs, también puede trabajar en su toma de decisiones en los cierres de los partidos... algo que por otro lado es completamente lógico para una estrella de su juventud.

Brooklyn Nets: El regreso de KD

Por lo que vimos en los primeros pasajes de la pretemporada, la espera valió la pena: unos 18 meses después de su lesión en las Finales 2019, Kevin Durant está de vuelta y listo para retomar su lugar de privilegio como uno de los mejores jugadores de la competición. La temporada es larga y habrá que ver su evolución, pero las primeras sensaciones han sido muy buenas al respecto.

¿Podrá Durant hacer de Brooklyn un verdadero contendiente al título? Talento, sobre todo ofensivo, está claro que no le falta a los Nets, quienes bajo el comando del debutante Steve Nash apostarán por un básquet dinámico y de ataques abiertos. A no sorprenderse si incluso por momentos juntan a los cinco perimetrales top que poseen: Kyrie Irving, Caris LeVert, Joe Harris, Spencer Dinwiddie y el propio KD.

Charlotte Hornets: El show de LaMelo

Todavía no sabemos exactamente cómo impactará LaMelo Ball en cuanto a victorias para los Hornets. Pero lo que sí es seguro es que su presencia ha transformado a los de James Borrego en un foco de atención para el público neutral. El base tiene muchísimo por pulir en su juego y toma de decisiones, pero si de highlights y pases espectaculares hablamos, pocos como el hermano menor de la dinastía.

Charlotte no tendrá tantos encuentros televisados como algunos de los favoritos alrededor de la liga, por lo que tranquilamente podrían terminar siendo el "equipo League Pass" de la 2020-2021.

Chicago Bulls: Una mediacancha picante

Problemas defensivos de lado, lo cierto es que Chicago encara la próxima temporada con una de las mediacanchas más eléctricas de la liga en términos ofensivos. Zach LaVine viene de promediar 25,5 puntos en la 2019-2020, mientras que tras un inicio irregular, Coby White tuvo una media de 26,1 tantos en sus últimos nueve encuentros como novato.

Los Bulls necesitarán que jugadores como Otto Porter, Wendell Carter y el novato Patrick Williams sean importantes en la marca, pero contar con dos guardias que pueden combinarse para 50 unidades cada noche, es una ventaja importante que no todos los equipos poseen. Aún si no terminan siendo un equipo de Playoffs, nadie podrá relajarse ante este nuevo Chicago de Billy Donovan.

Cleveland Cavaliers: ¿Nace una estrella?

Todo lo que sucede en la pretemporada siempre hay que pasarlo por un filtro. Pero cuando combinamos eso con sus antecedentes en la NCAA y su potencial físico, atlético y técnico, es imposible no ilusionarse con lo que está mostrando Isaac Okoro por estos días.

El alero surgido de Auburn ha dejado una gratísima impresión en los amistosos de los Cavs y no sería raro que le termine sacando a Collin Sexton, Darius Garland y Kevin Porter Jr. la condición de mejor proyecto a futuro del plantel... ¿e incluso pelear por el ROY? Es temprano para sumarlo a esa pelea, pero tendrá minutos y protagonismo suficiente como para que no sea ilógico.

Todo apunta a que los Cavs consiguieron un jugador diferencial con el quinto pick del último Draft, especialmente por lo que Okoro es capaz de realizar no solo en ataque, sino también en defensa.

Dallas Mavericks: ¿Luka MVP?

A la hora de las predicciones de los premios de la 2020-2021, somos muchos los que tenemos a Luka Doncic como uno de los principales favoritos (sino el máximo) a pelear por el Más Valioso de la temporada. El esloveno promedió 28,8 puntos, 9,4 rebotes y 8,8 asistencias en la campaña anterior y lo que realmente asusta es que aún tiene varias facetas a mejorar. Empezando por sus porcentajes externos (32% en su carrera NBA).

Si logra mejorar su rendimiento perimetral y Dallas acompaña como se espera que haga en el tema victorias, Luka no debería estar lejos de su primer MVP... sobre todo si se transforma en el tercer jugador de la historia (Westbrook y Robertson los anteriores), en promediar un 30-10-10 en un mismo torneo. Ya estuvo muy cerca de esos valores en el último certamen y no hay motivo para no imaginarlo dando ese paso extra.

Un punto más que ayudará a su caso: mejorar sus rendimientos en los cierres de partido, una de sus grandes cuentas pendientes de la 2019-2020.

Más | Los 23 debajo de los 23: rankeando a la próxima generación de jugadores NBA

Denver Nuggets: El año de Facu Campazzo

Cualquier equipo con un talento infernal como Nikola Jokic o un anotador del calibre de Jamal Murray merece nuestra atención. Pero si bien ya estamos algo acostumbrados a lo que pueden ofrecer las estrellas de los Nuggets, el diferencial en la 2020-2021 será la presencia de Facundo Campazzo en la rotación.

La expectativa es que el argentino tenga minutos muy importantes (¿y crecientes?) en la rotación de Malone. Y si nos guiamos por lo visto en pretemporada, será capaz de tener su impacto en las áreas que siempre lo han destacado: su creatividad como pasador, la inventiva con el balón, su decisión e intensidad, su agresividad defensiva, su lectura del juego en ambos costados... en fin, todo lo que lo hicieron una súperestrella en Europa.

Denver es un conjunto de muchísimos recursos ofensivos, pero que tras las salidas de varios hombres clave, ha quedado limitado en términos defensivos. En ese contexto, la figura de Campazzo toma aún más relevancia y será uno de los principales encargados de darle una marcha más a los Nuggets en el campo propio... sea como revulsivo desde el banco o eventualmente, como titular.

La Facumanía ya ha comenzado.

Detroit Pistons: El equipo de Blake

Detroit tiene a un par de jugadores jóvenes para prestarle mucha atención de cara al futuro, como los franceses Killian Hayes y Sekou Doumbouya. Sin embargo, en términos estríctamente de la 2020-2021, nada más interesante que ver qué clase de temporada tiene Blake Griffin.

El ex Clippers estuvo afuera de la mayor parte de la 2019-2020 con importantes complicaciones físicas, pero parece estar a punto para este nuevo torneo. Y aunque las lesiones nos han sacado algo de perspectiva con respecto a su nivel, cada vez que Griffin está en cancha nos recuerda que sigue siendo uno de los interiores más completos de la liga. Ya no como ese volcador explosivo de sus inicios, sino como un jugador con muy buenos recursos técnicos, que ha mejorado notablemente como pasador y tirador.

Lo más importante: demostrar que puede tener una campaña sano.

Golden State Warriors: Luz verde para Steph

Los Warriors vienen de una 2019-2020 completamente atípica, en la que pasaron de cinco Finales de manera consecutiva, a terminar con el peor récord del torneo. Y si bien la lesión de Klay Thompson fue un golpe enorme para las expectativas de los de Kerr, sí han recuperado a un Steph Curry que prácticamente no vio acción en el último certamen.

¿Podrá Steph recuperar su lugar como un candidato a MVP?, ¿alcanzará con su aporte para transformar a Golden State en un contendiente? Los californianos necesitarán de una gran versión de su base en esta 2020-2021 y tanto sus fanáticos como los seguidores neutrales se ilusionan con la idea de un Curry con la luz completamente verde para buscar sus puntos y lanzamientos.

A su vez, será muy interesante ir encontrando respuestas para una de las grandes incógnitas de esta campaña: el rookie James Wiseman (2° pick del Draft), quien no solo jugó apenas tres partidos en la NCAA, sino que además tampoco ha estado en cancha en el arranque de la pretemporada. Si el pivote rinde a la altura de lo esperado, puede darle a los Warriors una dimensión en el juego interior que hace mucho tiempo no tienen.

Houston Rockets: Una nueva era

Con las salidas de Daryl Morey y Mike D'Antoni, Houston le puso punto final a una era extremadamente particular, en la que si bien no consiguieron alcanzar unas Finales, se mantuvieron a la vanguardia de la competencia en términos de innovaciones tácticas y estratégicas. Además de siempre rondar los primeros lugares del Oeste, claro está.

Para esta 2020-2021 los Rockets presentan una imagen renovada: llegó el recuperado John Wall por Russell Westbrook y a diferencia del último tiempo, tendrán pivotes naturales (Christian Wood y DeMarcus Cousins) en su rotación. ¿Cómo encaja en todo eso James Harden? Veremos para empezar si es que sigue en el equipo, luego de haber estado ligado a diversos rumores de traspasos durante las últimas semanas.

Sea con Harden o no, veremos a un nuevo Houston, tanto en nombres como en su propuesta.

Indiana Pacers: La búsqueda de Oladipo

El perimetral de los Pacers es otro de los nombres de los que se espera una recuperación, luego de una 2019-2020 complicada por las lesiones. Dipo estuvo lejos de su mejor versión en los 19 partidos que disputó en la campaña anterior, terminando con promedios de 14,5 puntos y un 39% de campo.

Sin embargo, se trata de un escolta que antes de ese torneo había participado de dos All-Star Games de manera consecutiva, por lo que con el tiempo de recuperación que ha tenido en estos meses, será interesante descubrir si puede volver a esa clase de nivel. La sensación es que en Oladipo estarán depositadas las mayores esperanzas de este Indiana: si está bien, prácticamente no hay dudas de que serán un equipo de Playoffs. Pero si no repunta... la historia puede complicarse mucho.

Si el ex OKC recupera su forma, estamos hablando de un perimetral completísimo, que complementaría muy bien a un plantel que ya tiene a nombres importantes como Domantas Sabonis (All-Star en el 2020), Malcolm Brogdon y un TJ Warren que fue una de las mayores sensaciones del reinicio en Disney.

LA Clippers: Kawhi-PG13, capítulo dos

Luego de la decepción en los Playoffs 2020, los Clippers entran a esta temporada sin la expectativa del año pasado, al menos en cuanto a la opinión pública. Sin embargo, y aunque deberán responder algunas pregunas clave, los ahora dirigidos por Tyronn Lue siguen teniendo uno de los planteles más largos y talentosos de la competencia.

De hecho, uno podría argumentar que su equipo actual es superior al de la campaña anterior, con los ingresos de Serge Ibaka y Luke Kennard en lugar de Montrezl Harrell y Landry Shamet. Tendrán que demostrarlo en el campo, pero en los papeles los Clippers siguen siendo una potencia que no puede dejarse de lado a la hora de hablar de favoritos.

En ese contexto, habrá que prestarle atención a lo que hagan Kawhi Leonard y Paul George en la Fase Regular. En la 2019-2020 regularon notoriamente (especialmente Leonard) y eso les terminó jugando una mala pasada en términos de la química conseguida para la postemporada. ¿Tendrán una estrategia distinta esta vez?

Los Angeles Lakers: El campeón se potencia

Si los Lakers ya eran el máximo favorito tras haber conseguido el título en la 2019-2020, qué decir luego de los movimientos realizados en el mercado. Los campeones sumaron a dos de los mejores suplentes de la campaña pasada como Dennis Schroder y Montrezl Harrell, un Marc Gasol que representa una mejora enorme en la posición de pivote, además del siempre rendidor Wesley Matthews. Y como si todo esto no alcanzara, Talen Horton-Tucker está luciendo como una estrella en la pretemporada.

Hay muchas razones para ver a este equipo angelino, como a cualquiera que tenga a estrellas como LeBron James y Anthony Davis en sus filas, pero también a la hora de observar cómo va encajando cada una de sus piezas y cuánto modifican en relación al torneo anterior. Porque si bien los pilares seguirán siendo los mismos, los complementos pueden darle una forma muy distinta a estos Lakers.

Memphis Grizzlies: La explosión de Ja

Pocos jugadores más eléctricos e interesantes para disfrutar que Ja Morant. El base de segundo año combina a la perfección un juego atractivo y espectacular, con una producción eficiente y que hace mejores a sus compañeros. No por nada viene de quedarse con el Rookie del Año en la 2019-2020, claro está.

Morant promedió 17,8 puntos y 7,3 asistencias como novato, quedando en la puerta de guiar a Memphis a los Playoffs y dar la gran sorpersa de la campaña. La sensación es que el ex Murray State dará un paso adelante en este certamen y veremos si el mismo alcanza para meter a los de Taylor Jenkins en el Top 8 del poderoso Oeste.

De todas maneras, vaya como le vaya al equipo (y pienso que habrá buenas noticias al respecto), Morant merece atención absoluta con sus volcadas explosivas, pases creativos y velocidad supersónica.

Miami Heat: La confirmación de Tyler Herro

De un jugador de segundo año como Morant, a otro como Tyler Herro. El escolta de Miami no tuvo la Fase Regular del base de Memphis, promediando 13,5 puntos e incluso quedándose afuera del Quinteto All-Rookie. Sin embargo, en la postemporada vimos una versión completamente mejorada y decisiva de su parte.

Herro subió sus promedios a 16 tantos y 5,1 rebotes en los Playoffs, incluyendo un 37,5% en triples, siendo un pilar del avance del Heat hasta las Finales. Y algo que destaca aún más para un jugador de 20 años: su habilidad de anotar tiros importantes y aparecer en los momentos más calientes.

Todo hace pensar que veremos una gran campaña del ex de Kentucky, sea como titular o como sexto hombre. ¿Hasta dónde lo llevará ese esperado salto de calidad? Lo descubriremos en los próximos meses.

Milwaukee Bucks: Mejor compañía para el MVP

¿Puede un cambio de jugador por jugador modificar la estructura de un equipo? Daría la sensación de que en el caso de Milwaukee, sí. Los Bucks no terminaron haciendo grandes movimientos en esta pretemporada, más allá de cumplir con su gran objetivo de extender el contrato de Giannis Antetokounmpo. Sin embargo, hay uno que podría darles el empujón que les faltó en los últimos años: el arribo de Jrue Holiday en lugar de Eric Bledsoe.

Holiday es un base mucho más confiable que Bledsoe, especialmente en cuanto a los antecedentes de ambos en Playoffs. Y aún si en los papeles y desde el talento natural, no hay grandes diferencias entre uno y otro, el canje con los Pelicans puede habilitar otra dimensión para este equipo de Milwaukee.

A diferencia de Bledsoe, Holiday puede ser esa amenaza desde el pick and roll en los cierres de partidos y permitirle a Giannis brillar en una faceta en la que ya tuvo destellos interesantes en la 2019-2020: su peligrosidad en el juego en parejas, no como manejador, sino como cortinador. Los Bucks necesitan diversificar sus ofensivas y la expectativa es que puedan hacerlo a partir de esta 2020-2021.

Minnesota Timberwolves: ¿Una potencia ofensiva?

Para otro momento quedará enfocarnos en los problemas que pueden tener en defensa, pero lo cierto es que Minnesota tiene todo para ser un equipo de 115 puntos por partido. O incluso más.

Los dirigidos por Ryan Saunders cuentan con un organizador brillante como Ricky Rubio, un talento anotador como D'Angelo Russell, tiradores como Malik Beasley y Juancho Hernangómez, un pivote con todos los recursos habidos y por haber como Karl-Anthony Towns, además de un atleta explosivo como Anthony Edwards, elegido con el uno del pasado Draft. En lo que al ataque se refiere, no hay área en la que no representen una amenaza importante para sus rivales.

Si les gustan los marcadores altos, apuesten por los Timberwolves.

New Orleans Pelicans: A volar con Zion

La temporada de novato de Zion Williamson dejó gusto a poco, por diferentes motivos: solo fue parte de 24 partidos y encima lo hizo con una constante restricción de minutos. Y que New Orleans haya terminado lejos de los Playoffs tampoco ayudó a la hora de los balances finales.

Sin embargo, Zion ya se mostró como un jugador completamente dominante en ataque en su año de novato y parece estar listo para dar un salto importante en la 2020-2021, empezando por el hecho de que no habrá límites para su estadía en cancha. Si tenemos en cuenta que promedió 29,1 puntos por cada 36 minutos en la 2019-2020, no sería de extrañar si tenemos al ex Duke cerca de los 30 tantos por partido en esta siguiente campaña.

Y si anota 30 puntos por partido, eso nos garantiza al menos dos o tres volcadas espectaculares por noche... sobre todo cuando New Orleans parece decidido a confiar mucho más en Lonzo Ball, con quien ya ha encontrado una química ideal en los alley-oops.

New York Knicks: La evolución de los proyectos

Aunque en la pretemporada Tom Thibodeau se está inclinando por darle más minutos y protagonismo a los veteranos, se espera que eventualmente los Knicks se terminen inclinando por juntar en cancha a sus jóvenes más prometedores: Frank Ntilikina, RJ Barrett, Kevin Knox, Obi Toppin y Mitchell Robinson. O al menos a varios de ellos.

¿Pueden aspirar a cosas importantes con esos nombres? No en esta campaña, pero será interesante ver quién de ellos muestra una evolución en su juego y quiénes continúan estancados. Especial atención con el novato Toppin, quien promete dejar más de una volcada extraordinaria durante la 2020-2021.

Oklahoma City Thunder: Novatos que prometen... entretener

El mejor jugador del Thunder en la 2020-2021 seguramente será Shai Gilgeous-Alexander. Y observar el desarrollo del ex Clippers es sin dudas atractivo. Sin embargo, voy con dos nombres diferentes: Theo Maledon y Aleksej Pokusevski.

Claramente ninguno de los dos dará más que SGA en esta campaña, pero teniendo en cuenta el talento de ambos y algunas buenas impresiones dejadas en pretemporada, tanto el francés como el serbio serán jugadores entretenidos para observar en este torneo. Aunque claro, con lo de entretenido no hablamos necesariamente de aportes positivos, sino también de algunas acciones por demás llamativas, al menos en el caso de un Pokusevski que es tan amigo de los highlights como de los lowlights.

Orlando Magic: El crecimiento de Fultz

El Magic parece llevar años en una situación de estabilidad no necesariamente positiva para la franquicia. Equipos competitivos pero sin potencial para avanzar mucho más allá de un séptimo u octavo puesto del Este. ¿Qué puede cambiar eso? La evolución de su base, Markelle Fultz.

El ex Sixers por fin logró poner en marcha su carrera durante la 2019-2020, manteniéndose sano y mostrando una clara mejoría en su juego. Promedió 12,1 puntos y 5,1 asistencias, pasando por ejemplo de un 53% en tiros libres (primeros dos años) a un 73%.

¿Cuál es el siguiente paso? Recuperar la eficacia triplera que alguna vez supo mostrar en la NCAA. Fultz duplicó sus intentos en la temporada pasada, pero apenas estuvo en un 26,7% de eficacia. ¿Podrá cambiar ese rumbo en la 2020-2021? Si lo hace, las chances de Orlando de volver a los Playoffs crecerán.

Philadelphia 76ers: ¿Encaje de candidato?

El talento nunca ha sido un problema en el caso de los Sixers, contando en Joel Embiid y Ben Simmons con dos de los mejores 15 jugadores de la liga. Sin embargo, al menos en la 2019-2020, el encaje del plantel no pudo ser peor.

Con cambio de entrenador y de GM mediante, Philadelphia ha logrado ordenar su equipo y todo indica que tendrá formaciones mucho más lógicas en esta 2020-2021, rodeando a sus estrellas con buenos tiradores y jugadores de rol como Danny Green y Seth Curry.

Si los 76ers recuperan la química que supieron tener en su época con nombres como JJ Redick o Robert Covington, pueden transformarse en uno de los conjuntos más completos y peligrosos del Este.

Phoenix Suns: El efecto CP3

Los Suns cambiaron por completo la narrativa de una floja temporada 2019-2020 con su 8-0 en Disney. Pero ahora necesitan tener ese salto que les permita volver a la postemporada después de una década y para ello apostaron por sumar a Chris Paul vía traspaso con OKC.

Más allá de lo que siempre aporta Paul desde el plano individual, la expectativa pasa por ver cuánto puede mejorar a los jugadores que tendrá alrededor: no solo a Devin Booker, quien ya alcanzó un nivel All-Star jugando con Ricky Rubio, sino sobre todo a Deandre Ayton, de quien Phoenix todavía espera más.

¿Podrá el bahameño sumarse a la lista de internos que han tenido sus mejores años jugando junto a CP3?

Portland Trail Blazers: Una fórmula conocida

Aún sin sumar estrellas, los Blazers fueron uno de los ganadores del reciente mercado, por lo bien que parecieron resolver alguno de los defectos principales del plantel. Específicamente buscaron recuperar algo de la fórmula que en la 2018-2019 los dejó en las Finales del Oeste, con un quinteto base conformado por Lillard-McCollum-Harkless-Aminu-Nurkic. Tres de esas piezas se repiten, mientras que ahora se suman Robert Covington y Derrick Jones Jr. como aleros. Incluso volvió Enes Kanter, quien en esa postemporada 2019 salió como titular, tras la lesión de Nurk.

Más allá de que observar a un talento como Damian Lillard siempre está justificado (cuidado que no pelee por el MVP, si Portland termina en el Top 3 del Oeste), se vuelve todavía más interesante si la compañía que tiene a su alrededor es la de un conjunto con objetivos importantes. Y todo indica que así será en la 2020-2021.

Sacramento Kings: Una base que ilusiona

Los Kings extrañarán a Bogdan Bogdanovic en esta campaña y todavía no parecen estar listos para pelear por un lugar en los Playoffs. Pero mientras algunas de sus posiciones y roles necesitan una mejora, lo que los californianos han conseguido es una de las mejores duplas de bases jóvenes de la liga.

Ya sabemos todo lo que aporta el velocista De'Aaron Fox, pero a eso hay que sumarle al rookie Tyrese Haliburton, quien aparece como un interesante complemento: es un gran defensor, peligroso en transición y extremadamente desprendido y creativo como pasador. Los Kings serán un equipo muy dinámico cada vez que logren juntar a Fox y Haliburton en cancha.

San Antonio Spurs: La modernización de un clásico

Los Spurs han atravesado muchos estilos de juego diferentes en la era Popovich y aparentemente la 2020-2021 marcará el comienzo de uno nuevo... aunque en realidad, ya lo vimos durante el reinicio en Disney. Todas las piezas del plantel hablan de que la idea en esta campaña es apostar por formaciones más pequeñas y veloces, aprovechando la gran cantidad de perimetrales atléticos y versátiles que poseen.

Veremos cómo encajan en todo eso veteranos como DeMar DeRozan y LaMarcus Aldridge, pero Pop tiene mucho material a su disposición como para jugar con los diferentes quintetos, de la mano de Dejounte Murray, Derrick White, Lonnie Walker, Keldon Johnson, Devin Vassell y compañía.

¿Será el año en el que el small-ball llega finalmente a los Spurs? Todo está dado para ello y veremos qué significa para el equipo en general.

Toronto Raptors: Un maestro táctico

De la chance de que veamos a unos Spurs innovadores, a la expectativa de ver qué se trae entre manos Nick Nurse. El entrenador de los Raptors ha estado a la vanguardia de las apuestas tácticas en estos años, especialmente en el costado defensivo, con su implementación de diferentes marcas zonales. Sin embargo, tras la pérdida de un generador de juego clave en la mediacancha como Marc Gasol, ahora también deberá improvisar y tener creatividad ofensiva.

Y en ese sentido, hay una opción que sobresale por encima del resto: quintetos súper pequeños con Pascal Siakam como pivote. Ofensivamente serían capaces de juntar a cinco jugadores como Lowry, VanVleet, Powell, Anunoby y Siakam, mientras que en defensa esconder la falta de estatura justamente con esas zonas.

Veremos si funciona o no la fórmula, pero en teoría, tienen los nombres perfectos para implementarla y transformarse en un equipo todavía más peligroso (fueron el mejor de la 2019-2020) a la hora de salir en transición.

Utah Jazz: El gran olvidado del Oeste

A la hora de hablar de los mejores equipos del Oeste, muchas veces se deja de lado al Utah Jazz. Pero realmente no hay razón para no pensar que pueden aspirar a una posición de privilegio en el Top 4... o incluso más arriba.

Y es que si el Jazz ya tenía uno de los mejores quintetos titulares de la liga, con Conley-Mitchell-Bogdanovic-Ingles-Gobert, en el último tiempo han mejorado el que era su mayor defecto: la profundidad. Con tres suplentes confiables como Jordan Clarkson, Royce O'Neale y el importante retorno de Derrick Favors, Utah es solidez pura en su rotación principal de ocho jugadores.

Por otro lado, ¿puede Donovan Mitchell subir un escalón más en su desarrollo, luego de haber promediado 24 puntos en la 2019-2020? Si nos guiamos por los Playoffs (¡36,3 tantos de media!), la respuesta es claramente sí.

Washington Wizards: Westbrook, Beal y ¿un equipo de Playoffs?

Ver cómo encaja Russell Westbrook en su nuevo equipo es un claro atractivo que nos presenta esta próxima Fase Regular. ¿Cómo entrará el ex Houston en el esquema de Washington y específicamente como compañero de Bradley Beal? En principio, lucen como jugadores complementarios, que deberían poder convivir sin problemas.

Los Wizards tendrán un enorme poder de anotación en la 2020-2021, con una mediacancha capaz de combinarse para 50 puntos cada noche. La pregunta es si el resto estará a la altura y hasta dónde pueden empujar dichas estrellas a un plantel repleto de juventud.

Un nombre a tener en cuenta dentro de ese equipo joven: Deni Avdija, quien si tiene minutos, tranquilamente puede ser de los rookies más rendidores de esta campaña.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

simmons-embiid-nbae-gettyimages
El panorama de Philadelphia tras la eliminación
Juan Estevez
Young
¡Atlanta dio el golpe! Está en las Finales del Este
Juan Estevez
Ayton
Ayton suma capítulos a su postemporada récord
Juan Estevez
booker-ftr.jpeg
Phoenix Suns y Devin Booker no se detienen
Agustín Aboy
james-jones-ftr.jpeg
James Jones, el Ejecutivo del Año
Juan Estevez
team usa 2016
Las novedades del Team USA para los JJ.OO.
Nacho Losilla
Más noticias