Minnesota Timberwolves

D'Angelo Russell y un regreso con victoria de Minnesota Timberwolves para dejar atrás su lesión

Los diferentes probemas que han afectado a Minnesota Timberwolves en lo que llevamos de curso han terminado por ponerlo en una situación nada sencilla. Ubicados en la zona baja de la clasificación, estos apenas han podido contar con sus principales efectivos durante buena parte de la temporada, ya sea por lesiones o bien por cuestiones relativas al protocolo. Todo esto ha impedido a la pareja formada por Karl-Anthony Towns y D'Angelo Russell establecer una relación en cancha tan sólida como lo es fuera, no obstante, esto podría comenzar a cambiar próximamente.

MÁS | El resumen de la noche NBA

Después de pasar prácticamente dos meses fuera de las canchas tras someterse a una operación en la rodilla izquierda, el base formado en Ohio State regresó y lo hizo de la mejor manera posible. Y es que los Wolves encontraron en D-Lo la respuesta a sus necesidades, imponiéndose con determinación a Sacramento Kings por 116-106 en un choque igualado que se definió en el último asalto.

De las manos de Russell emergieron un total de 25 puntos, haciendo de él el máximo anotador del equipo, y que pese a su desacierto en general (36% en tiros de campo) acabó por ser vital en el cierre, consiguiendo 13 de los 34 tantos finales de Minnesota.

En su primer encuentro bajo las órdenes de Chris Finch, D'Angelo ocupó la posición de combo-guard, siendo secundado siempre por otro manejador cumpliendo funciones de base, en este caso Ricky Rubio y Jordan McLaughlin. Una decisión que a principios de temporada apenas fue usada, tratando de explotar a Russell como director de juego y al mismo tiempo como anotador, lo que no dio resultado positivo alguno. De hecho, la combinación Ricky-D'Angelo dio buenos resultados en esta primera noche de vuelta, con 14 minutos juntos y un +9 de net rating.

Se esperaba que este fuese el año de los Minnesota Timberwolves, la fuerte apuesta realizada la pasada offseason para rodear a sus dos jóvenes estrellas de complementos adecuados para competir. Sin embargo, los resultados no han sido positivos ya que el equipo apenas ha podido estar disponible al completo.

La temporada 2020-2021 está aquí, el NBA League Pass es tu lugar para mirar la acción, y ahora lo puedes hacer gratis por aquí.7 días de prueba sin cargoPartidos en vivo y on demandLa oportunidad de mirar todo en tu dispositivo favorito.

Sin ir más lejos, antes del partido ante los Kings la dupla formada por Towns y Russell tan solo había jugado junta en 4 encuentros en esta campaña para un total de 90 minutos, en los cuales habían dejado claro que podían llegar a funcionar bien (2-2 de balance), pero siendo un volumen de juego insuficiente dadas las dimensiones de la Fase Regular.

Algo que está a punto de cambiar ya que el objetivo de aquí a que concluya el curso es forjar la mejor relación posible sobre el parqué de cara al futuro. La pareja formada por ambas estrellas fue la cuarta más utilizada por Chris Finch ante Kings con un total de 23 minutos, prácticamente empatada con las tres primeras, generando un +13,8 de net rating.

"No sé cuántos partidos habíamos jugado juntos, sé que había sido un tramo muy corto", aseguró D'Angelo. "Pero me sentí bien. Cuando ponés en cancha a jugadores que saben cómo jugar al básquet y tratás de aprovecharte de ello en cada posesión es seguro que las sensaciones van a ser buenas".

"Salió desde el banco e hizo lo que hace mejor, ser D-Lo, con hielo en sus venas en el último cuarto", bromeó Towns, autor de 23 puntos. "Hizo exactamente lo que necesitábamos para mostrarnos lo especial que es".

Con tan solo 20 encuentros por disputar de Fase Regular para Minny y sin opciones de entrar en el Play-In, todos los esfuerzos pasan por tratar de comenzar a construir una estructura de juego que pueda ser efectiva y perdurar en el tiempo. Todo ello cimentado sobre la pareja formada por Towns y Russell, las piezas angulares del proyecto que, junto a los jóvenes, han de conducir a la franquicia a un periodo de mayor prosperidad que el actual.

"Es emocionante. Son dos jugadores muy inteligentes. Tienen la capacidad de leer las defensas realmente bien, crear sus propios tiros y generar juego. Es un ejemplo de lo que podemos llegar a ser", describió el técnico Chris Finch.

No existe una receta fija para el éxito, pero la continuidad y la regularidad juegan siempre un papel fundamental en la construcción de un proyecto ganador. El problema con Towns y Russell es que son dos jugadores muy propensos a las lesiones, especialmente este último que solo ha disputado 54 partidos en las últimas dos campañas. El principal objetivo de los Wolves en lo que resta de curso es ser constantes y crecer desde la unión de ambos jóvenes.

"Mientras sigamos trabajando juntos del modo que queremos podemos hacer algo especial", dijo Towns. "Cada partido lo valoramos, con D-Lo y yo en la cancha podemos aplicar nuestra visión y salir ahí fuera y simplemente ejecutar. Creo que cuando estamos juntos podemos hacer cosas especiales. Podemos abrir la cancha para el resto, hacer el trabajo de Edwards más fácil".

Un reto nada sencillo de realizar por el momento en el que estamos de la Fase Regular, entrando más bien en su desenlace, con la mayor parte de sus rivales pensando en la postemporada, aunque sin presiones que puedan afectar a la dinámica interna y sin la necesidad de mirar a la clasificación.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

nicolas batum
Batum, el catalizador de los Clippers
Sergio Rabinal
suns, clippers
Suns-Clippers: tres historias a seguir del Juego 2
Sergio Rabinal
qdt
ABC de los Repechajes Olímpicos para Tokio 2020
Leandro Fernández
Facundo Campazzo
El balance del primer año de Campazzo en la NBA
Agustín Aboy
#Monty
El retorno ideal de Phoenix a los Playoffs
Nacho Losilla
#Lottery
Tres historias a seguir en la Lotería del Draft
Juan Estevez
Más noticias