Utah Jazz

Estadística avanzada: los dos grandes tiradores NBA de los que apenas se está hablando

Las estadísticas avanzadas nos permiten conocer hasta el más mínimo detalle de lo que sucede en la cancha. Una afluencia continua de datos a la que acudir para comprender mejor qué pasa a lo largo de un partido. Es normal que con semejante volumen de información muchos de esos números se pierdan por el camino, ahí es donde entra en juego el filtro de datos y su individualización, siempre con un contexto detrás que lo explique.

Brooklyn Nets y Utah Jazz han sido hasta el momento dos de los mejores equipos de la presente temporada. Dos franquicias al alza que han irrumpido en este curso con una alta eficiencia ofensiva, demostrando un gran dominio en cada jornada y castigando a sus rivales desde la larga distancia. Pese a ello, buena parte de los focos han ido a parar a sus figuras más destacadas, llámese Kevin Durant, Donovan Mitchell, James Harden, Kyrie Irving o Rudy Gobert. Lo cual ha dejado al resto dentro de un bloque contingente, pero no destacado. Sin embargo, sin piezas tan determinantes para los respectivos sistemas como puedan haber sido George Niang o Jeff Green no podría entenderse el buen hacer de Nets y Jazz llegados a este tramo.

MÁS | La progresión de Ricky Rubio en Minnesota Timberwolves y su evolución como líder

Pero no es el momento de hablar de estos dos, sino de poner la lupa en el triple, el mayor generador de desventajas en la actual NBA y responsable de los altos marcadores. La democratización en su uso, aplicación y disfrute está llevando a la liga a alcanzar una nueva dimensión, pese a lo cual, igual que sucediese antaño la especialización, o mejor dicho, la precisión continuada siguen teniendo un peso gigante a la hora de marcar la diferencia entre éxito y fracaso.

Dos de esos jugadores que vienen rindiendo a un nivel excepcional desde la larga distancia no son otros que Joe Ingles y Joe Harris.

Si bien el último era un sospechoso habitual a la hora de hablar de grandes lanzadores, en este último curso ha alcanzado una dimensión mayor al rodearse de tres de los mejores manejadores del mundo. Mientras, en el caso del australiano, destaca por su inesperada evolución y transformación en un anotador exterior sumamente fiable.

MÁS | Denver Nuggets vs. Charlotte Hornets: tres historias a seguir

Ambos han conseguido meterse entre los anotadores interiores dentro de la métrica del eFG% (Porcentaje de tiro efectivo), una estadística que tiende a beneficiar a aquellos jugadores que lanzan poco, en distancias cercanas al aro, pero con alto acierto como es el caso de DeAndre Jordan, Robert Williams o Jarrett Allen. Entre estos se ubican Harris e Ingles, los cuales de manera combinada han tirado más de 450 triples, siendo la 4ª y 6ª opción ofensiva de sus respectivos equipos

La temporada 2020-2021 está aquí, el NBA League Pass es tu lugar para mirar la acción, y ahora lo puedes hacer gratis por aquí.7 días de prueba sin cargoPartidos en vivo y on demandLa oportunidad de mirar todo en tu dispositivo favorito.

Joe Harris

La presencia de Harris en un equipo como Brooklyn Nets se ha vuelto fundamental teniendo en cuenta el alto volumen de uso de sus grandes estrellas. El hecho de contar con un tirador nato abre un enorme abanico de posibilidades a los de Steve Nash para encontrar situaciones de alta efectividad a coste bajo. Las defensas rivales tienen que tomar una rápida decisión sobre Irving, Durant o Harden a cambio de dejar liberado a Joe Harris. Como consecuencia de esto, el escolta de Brooklyn viene promediando el cuarto porcentaje de tiro efectivo más alto de la NBA con un sorprendente 68,9%, a lo que hay que añadir un 69,2% de True Shooting (Porcentaje de tiro verdadero).

El triple en Harris representa prácticamente la totalidad de sus puntos por partido (68,8%), habiendo sucedido todos sorprendentemente a través del pase, es decir, asistidos. Esto se explica a través de la gravedad ofensiva que atesoran sus compañeros así como de su fantástico movimiento sin balón, el cual lo lleva a salir de los bloqueos indirectos en buena posición y que mejora aún más gracias a su coordinación en la parada. Así, el escolta ha sido uno de los más eficientes en acciones de off screen, produciendo 1,11 puntos por posesión con 58,1% en eFG.

No es solo que se quede quieto alrededor del arco esperando a que le llegue el balón, sino que va en busca de un espacio adecuado con el que castigar a la defensa rival. De este modo, el ganador del Torneo de triples en 2019 viene promediando un 53,6% de acierto en acciones de catch & shoot con 5,5 intentos por encuentro y, lo más sorprendente, 1,38 puntos por posesión y 73,2% en eFG en situaciones de spot up.

Si los Nets aspiran a ser candidatos al anillo han de seguir explotando las jugadas en las que intervenga Harris, el cual posee el 9º ratio ofensivo más alto de la liga (118,9).

Joe Ingles

El australiano ha abrazado el cambio de estilo ofensivo que ha llevado a cabo Utah Jazz en esta temporada como nadie y apenas está recibiendo el crédito que merece por ello. En la temporada 2019-2020, Ingles invertía el 63% de sus lanzamientos desde la línea de tres puntos, representando el 59,8%, números muy positivos para una figura relevante por su impacto defensivo pero con poco aporte en el otro extremo. Ha sido en este 2021 cuando el veterano alero se ha destapado como un fiable anotador desde la larga distancia.

De este modo, Ingles se ubica en 5ª posición en la mencionada lista con un 68,6% en eFG y un espectacular 70,2 en TS%, lo cual es resultado de un incremento en sustancial en sus lanzamientos desde el triple. En esta campaña el australiano está inviertiendo el 70% de sus tiros desde más allá del arco, suponiendo un 65,5% de sus puntos.

Lo que lo diferencia de Harris está siendo el cómo, ya que el sistema de Utah tiende a focalizar alrededor del bloqueo en transición, lo que hace que las posibilidades de que Ingles lance bien tras drible o en los primeros segundos de posesión sean mayores. El 25,3% de sus triples anotados han sucedido tras drible y sin venir a través de asistencia, lo que es resultado de la liberalización del Jazz en ataque, ampliando las posibilidades de anotar a otros más allá de Mitchell o Conley. Así, el alero está produciendo 1,23 puntos por posesión en transición con 72,5% en eFG.

Ingles lanza muy pronto y muy rápido en las posesiones, con un intento (50% acierto) en triples lanzados en los primeros 6 segundos de posesión, resultado tanto del dominio en rebote ofensivo de Utah como de esa celeridad en el juego en llegada. Por otro lado, resulta sumamente fiable a pie firme, con un 49,2% en acciones de catch & shoot con 3,4 lanzamientos por noche.

En definitiva, el australiano se está destapando como una figura a tener en cuenta a la hora de medirse al Jazz, aumentando su efectividad desde el bloqueo directo y lanzando cada vez más desde la larga distancia.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Mitchell Leonard
Los Clippers volvieron a ser demasiado para Utah
Agustín Aboy
Trae Young
Trae Young brillante: 2-2 entre Hawks y 76ers
Agustín Aboy
#Gobert
Se presentaron los quintetos All-Defensive 2020-2021
Agustín Aboy
TOP 5 WNBA
La carrera por el MVP de la WNBA: vol II
Agustín Aboy y Carlan Gay
nba-plain--2804e72f-a65d-4164-bee9-ab55dcfddc4c.jpeg
Philadelphia y una baja que puede doler
Juan Estevez
#Mitchell
Mitchell y los mejores inicios de carrera en Playoffs
Juan Estevez
Más noticias