);
Houston Rockets

¿Están los Rockets cambiando el baloncesto? Analizamos los datos de James Harden

James Harden
Getty Images

Daryl Morey, ese genio de la estadística avanzada, está llevando su pasión por los números y el analitycs hasta límites insospechados. Morey es el arquitecto y Mike D'Antoni, el ejecutor desde el banquillo. El mismo que con los Suns de Steve Nash, los del Seven seconds or less, dieron hace más de una década un impulso ofensivo a la NBA. Una evolución que no es comprable a la protagonizada por los actuales Rockets.

MÁS | Lo que necesitas saber de la estadística avanzada

Houston Rockets es, con permiso de los Thunder de la 2015-16, el equipo que más al límite ha llevado a los Golden State Warriors en la Conferencia Oeste a lo largo de este lustro de dominio y récord. Y Houston Rockets es, por encima de todo, el equipo de James Harden. El vigente MVP viene acaparando titulares prácticamente cada día que juega a lo largo del último mes.

Ante la ausencia de Chris Paul, su socio en el backcourt, este híbrido entre base y escolta está protagonizando una transformación del juego que, si bien no sabemos si resultará sostenible, está ahí. Porque Harden representa mejor que nadie la máxima de Morey: identificar los lanzamientos más eficientes a la hora de sumar. No es una cuestión de limitar los errores, sino una constante. Tirar triples a discreción o atacar el aro para acudir a la línea de tiros libres o anotar una bandeja. Así de sencillo resulta el manual de operaciones de La Barba. Tan sencillo como difícil de defender para sus rivales.

El triple como herramienta principal

Llevamos años hablando de la importancia del tiro exterior en el baloncesto moderno, pero no podríamos haber imaginado algo así. En sus dos últimos partidos, Houston ha lanzado 70 y 68 triples. Las dos mayores marcas de la historia. Cifras que resultan aún más ridículas cuando comprobamos que en ambos encuentros contabilizaron un total 67 intentos de dos puntos. Cifras que dan que pensar y, desde luego, proponen un buen debate encima de la mesa.

Los texanos contabilizan 914 triples lanzados desde el pasado 13 de diciembre (en sus últimos 19 partidos). El siguiente equipo con más intento desde el arco son los Mavericks con 689. En el caso de, por ejemplo, los Bulls (411), les duplican con creces.

James Harden, escribiendo su página en la evolución del juego

Pero vayamos con James Harden. El primer y único jugador de la historia que no es Wilt Chamberlain en enlazar 19 partidos seguidos de al menos 30 puntos. Desde que el 13 de diciembre consiguiera 50 puntos ante los Lakers (precisamente, su último rival ante la fecha), el número 3 del draft 2009 ha contabilizado tres actuaciones de 50 tantos y otras nueve llegando a los 40.

Sus promedios en estos 19 partidos no dejan a nadie indiferente: 42,5 puntos, 7,6 rebotes, 8,9 asistencias, 2,1 robos y 5,5 pérdidas. En todos ellos también ha aportado un mínimo de 50 tantos anotando o asistiendo. Según ESPN Stats&Info, la serie más larga de todos los tiempos. Todo con un 43,5% en tiros de campo y un 38% desde el triple. Ha registrado un total de 295 intentos desde la línea de tres (15,5 de promedio por los 13,1 de Curry en este mismo lapso) para un total de 112 aciertos. También ha lanzado 274 tiros libres (por los 336 de todos los jugadores de los Bulls juntos) con un 89,1% de acierto en sus 14,4 visitas a la línea por noche.

En estos 19 partidos (14-5) Houston ha pasado de estar fuera de los playoffs a ser quinto del Oeste con un 26-19 de balance. Los resultados avalan la forma de jugar de un Harden que, en este trecho, ha convertido el 89,4% de sus tiros de campo sin la asistencia de un compañero. De los 808 puntos totales, 163 han llegado en los tres últimos compromisos. La tercera cifra más alta a lo largo de las 50 últimas campañas tras Michael Jordan y Kobe Bryant. Aunque lo verdaderamente significativo es que ninguno de estos puntos llegó tras asistencia.

Con los 42,5 tantos registrados en las últimas 19 citas, Harden presentaría el tercer mejor promedio anotador de siempre en una campaña. Siempre a la sombra de Wilt. Su marca desciende a 35,7 en el global de esta 2018-19. De terminar así, el mejor dato desde los 37,1 de Michael Jordan en la 1986-87. El séptimo mayor de la historia y el tercer jugador en el podio tras Chamberlain (cinco de los seis mejores promedios son suyos) y Air.

La cultura de los Rockets

Chris Paul (88,3%) y James Harden (87,8%) son los líderes de esta temporada en lo que se refiere al porcentaje de canastas logradas sin asistencia. Marcas que subrayan una vez más la cultura de estos Rockets. Además de suponer toda una paradoja. Paul y Harden son dos de los mejores pasadores de la Liga, si bien apenas se nutren el uno al otro a la hora de anotar. Son ellos quienes manejan el balón y crean la jugada. O bien finalizan por ellos mismos, o asisten al resto de tiradores o le cuelgan el balón a Clint Capela para que este machaque el aro.

Morey, D'Antoni y Harden, la fórmula detrás de la ecuación que está cambiando el baloncesto.

*Datos obtenidos a través de Stats.NBA.com

Más en NBA.com

NBA G-League International Challenge
ABC del NBA G-League International Challenge
Leandro Fernández
Esteban Batista, San Lorenzo
San Lorenzo, sin semis del G-League International Challenge
Leandro Fernández
LeBron James y Anthony Davis
¿Cuándo debuta Anthony con los Lakers?
Carlos Herrera Luyando
Santiago Vescovi
¿Quién es Santiago Vescovi?
Carlos Herrera Luyando
thabo sefolosha
Sefolosha acordó por un año con los Rockets
Nacho Losilla
Alex Caruso
Caruso y su primer contrato garantizado: “Es surreal”
Carlos Herrera Luyando
Más noticias