San Antonio Spurs

Gregg Popovich, LaMarcus Aldridge y como integrar al veterano interior a un San Antonio Spurs renovado

San Antonio Spurs tuvo una cara durante el curso "normal" de la temporada 2019-2020 y otra renovada en el regreso del básquetbol en Orlando, Florida.

¿Antes del parate? Un estilo de juego bastante a contramano del que se va pronunciando cada vez más fuerte en la NBA. Tirando menos triples que nadie, jugando muchas acciones individuales, de media distancia o en el poste para LaMarcus Aldridge y DeMar DeRozan y con un ritmo de juego que no estaba entre los más rápidos, además de darle muchos minutos a los veteranos del plantel, los Patty Mills, Rudy Gay, Marco Belinelli y los mismos Aldridge y DeRozan.

En la "burbuja", en cambio, San Antonio fue el tercer equipo de ritmo de juego más alto entre los 22 participantes de los seeding games. Sin la presencia de los interiores Aldridge y Trey Lyles, Pop siguió con DeRozan como generador principal de juego y puso a su alrededor a los jóvenes: Jakob Poeltl en la pintura para definir y Derrick White, Lonnie Walker, Dejounte Murray y Keldon Johnson corriendo alrededor, con dinámica en defensa, cortes al aro constantes y tiro de tres puntos.

Ese nuevo San Antonio tuvo un buen récord (5 victorias y 3 derrotas) que casi deja a los Spurs en zona de play-in pero, más allá del resultado, se mostró una faceta renovada que San Antonio necesitaba desde la salida de Kawhi Leonard. Un estilo más competitivo y pensando en el futuro, con jóvenes que tienen varios pasos para dar hacia adelante.

Ese nuevo San Antonio parece que llegó para quedarse. Al menos eso manifestó Gregg Popovich en su atención a la prensa esta semana, durante el Media Week de la primera semana de entrenamientos de la 2020-2021.

MÁS | Debate: ¿Puede Golden State Warriors aspirar a ser candidato en la temporada 2020-2021?

"La estrategia, la filosofía, la forma en la que jugábamos seguirá siendo la misma (que en Orlando). Y todos van a tener que ajustarse a eso". Una declaración de principios de Popovich y una bajada de línea para los veteranos de la franquicia, que ahora parecen desplazados del foco hasta en la imagen oficial del equipo: por caso, la nueva equipación City Edition fue presentada con imágenes del núcleo de jugadores jóvenes. Principalmente, como apuntado se puede ver a LaMarcus Aldridge, el que no estuvo en Orlando por problemas físicos.

La temporada pasada se rompió la histórica racha de clasificación a Playoffs de San Antonio y eso es una señal más que clara de que se necesitan cambios según el entrenador: "No recuerdo haber ganado un campeonato el año pasado. No recuerdo haber estado en Playoffs. Así que es momento de hacer un cambio, jugar de una forma distinta y seguir hacia adelante", dijo Popovich.

La mezcla de la continuidad del equipo con tener que integrar a ese estilo a alguien de la importancia de Aldridge fue un tema que también tocó Dejounte Murray, siguiendo la línea de Popovich: "Estamos entusiasmados por tenerlos de nuevo. Simplemente por su presencia. Siempre que él se integre a nosotros y se prepare para continuar lo que estábamos haciendo en la burbuja, siento que estaremos bien".

Igualmente, Pop no tiene dudas sobre la integración del hombre de 35 años: "Pienso que LMA no tendrá problemas ajustándose a como jugamos porque él quiere ganar, nosotros queremos regresar a los Playoffs y él está enfocado en tomar otro gran paso adelante para ser un tirador de tres puntos, algo que es necesario para tener éxito en esta liga, todos lo sabemos. Él dio un gran paso el año pasado, está tomando uno aún más grande este año. Sus entrenamientos durante todo el verano y el otoño se centraron en eso, compró esa idea y sabemos cuanto nos puede ayudar".

MÁS | DeMarcus Cousins, listo para el regreso con Houston Rockets: "Mi cuerpo y mi mente están en un lugar genial"

Ese paso adelante al que se refiere Popovich se trata de los 157 triples que Aldridge lanzó en 53 partidos de la 2019-2020, un promedio de tres intentos por partido cuando en sus 13 temporadas anteriores en la NBA, habiendo sido All-Star en siete de ellas, apenas promediaba 0,4 intentos de tres puntos por encuentro. No solo creció en volumen como tirador, sino en efectividad: 38,9% de acierto. Un número que lo pone entre los más efectivos de los Spurs, más allá de que sus lanzamientos sean exclusivamente a pie firme de frente al canasto.

"Apoyo esa idea y me siento muy cómodo con ella, así que no voy a hablar demasiado de eso. Pienso que es momento de hacerlo. Diría que ya puse bastante trabajo, así que veremos", fueron las palabras de Aldridge al respecto. "Es un estilo divertido de básquet y puedo encajar y jugar en cualquier estilo necesario para ayudar al equipo a ganar partidos y ser mejores", agregó.

Con su presencia física (2,11 metros) e inteligencia, Aldridge puede ser un buen defensor interior para San Antonio jugando como pivote y además dar la posibilidad de abrir la cancha con su tiro exterior, algo que no tiene un mejor defensor como Jakob Poeltl, el pivote en Orlando. Alrededor están los cuerpos suficientes para moverse en el perímetro y mantener la línea del San Antonio más enérgico, entretenido y con mejor movimiento de balón de los seeding games.

Con eso, esperando que LaMarcus se encuentre bien tras su operación en el hombro derecho del pasado mes de abril, apuntan de nuevo a los Playoffs como dijo Popovich. El entrenador no sigue dirigiendo en la liga para una reconstrucción sin resultados: quiere que la evolución de sus jóvenes llegue con victorias.

Para los históricos de estos Spurs es el último año de contrato. Aldridge, DeRozan, Mills y Gay serán agentes libres en 2021, siendo quizá el australiano el único con perspectivas realmente grandes de continuar ya que es un referente en la franquicia, en la que juega desde el 2011. Pero antes de evaluarse traspasarlos a algún contendiente, San Antonio quiere un intento más de ser ellos los contendientes mientras termina de pasarle el control a los White, Murray y Walker.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Luca Vildoza
Vildoza no comenzó la pretemporada con los Knicks
Leandro Fernández
Jamal Murray
Jamal Murray: "no quiero volver estando al 85%"
Agustín Aboy
Caris LeVert, Chris Duarte
LeVert, en duda para el inicio: ¿más Duarte?
Leandro Fernández
Jonquel Jones
Jonquel Jones es la MVP de la WNBA
Agustín Aboy
giannis, bucks
Giannis y el reto de defender el título
Sergio Rabinal
Leandro Bolmaro
Bolmaro y la gran alegría en su primer Media Day
Leandro Fernández
Más noticias