NBA

Indiana Pacers vs. Charlotte Hornets: tres historias a seguir del Play-in

Este martes darán comienzo los enfrentamientos de Play-In, con el salto inicial ocurriendo en Indianapolis, donde Pacers y Hornets se verán las caras. El ganador de dicho cruce enfrentará el jueves al perdedor de Celtics-Wizards (también el martes) y quien gane ese partido, se quedará con el octavo puesto del Este, enfrentando a los Philadelphia 76ers. En otras palabras, tanto Charlotte como Indiana deben ganar este y un juego más para entrar a Playoffs.

El encuentro comenzará a las 17:30 de la Ciudad de México y las 19:30 de Argentina, siendo la cuarta vez que ambos se ven frente a frente en la 2020-2021: los Pacers se llevaron el primer partido por 116-106 como visitantes y luego aparecieron dos victorias para los de Borrego: 108-105 en casa y en el más reciente, un 114-97 en el Bankers Life Fieldhouse.

Más | Calendario y cruces confirmados para el Play-In de la Conferencia Este

Desde lo físico, ambos tienen algunas dudas y bajas importantes. Lo más relevante en Indiana tiene que ver con las ausencias de Myles Turner y TJ Warren, quienes no serán de la partida, mientras que Malcolm Brogdon figura como cuestionable, arrastrando una lesión muscular en la pierna derecha. Quienes sí podrían regresar son Edmond Sumner y Aaron Holiday, afuera de los últimos juegos de los de Bjorkgren en la Fase Regular. ¿Y en Charlotte? Gordon Hayward es la baja más relevante, además de un Cody Martin que es duda con un esguince de tobillo.

A continuación repasamos tres historias para prestar principal atención en este parejo Pacers-Hornets.

La temporada 2020-2021 está aquí, el NBA League Pass es tu lugar para mirar la acción, y ahora lo puedes hacer gratis por aquí. 7 días de prueba sin cargo. Partidos en vivo y on demand. La oportunidad de mirar todo en tu dispositivo favorito.

Prueba para LaMelo

Más allá de tener compañeros importantes de mayor experiencia como Terry Rozier o Devonte' Graham, está claro que el techo de estos Hornets lo marca el juego de LaMelo Ball, candidato a ganar el Rookie del Año. El base ha tenido una gran 2020-2021 como debutante, pero para que Charlotte pueda alcanzar otro nivel en su producción, necesita de la mejor versión posible del hermano menor de la dinastía.

Lo interesante de Ball es que no solo es capaz de elevar el rendimiento de sus compañeros, sino que también es uno de esos jugadores indescifrables y muy difíciles de scoutear o leer. Algo especialmente importante de cara a un partido (o eventualmente serie) en el que habrá una preparación específica de parte del rival. Algo que si bien sucede, lo hace a otro nivel completamente inferior en la Fase Regular.

Los jugadores predecibles son más fáciles de neutralizar en Playoffs. Los creativos e inventivos como Ball, no tanto. Claro que eso no significa necesariamente que vayamos a ver un gran partido de LaMelo, pero sí que tiene todas las condiciones como para destacar en este tipo de escenarios. Y el factor nervios no debería jugarle en contra: lo vimos ser el mejor jugador de Charlotte (sobre todo en el último cuarto) en el reciente duelo ante Washington, que ya de por si se podía considerar como un choque directo similar al Play-In.

En los dos partidos que jugó en la Fase Regular, Ball no tuvo sus mejores producciones ante Indiana, promediando 12 puntos, 6 asistencias y 5 rebotes, con un 0-7 en triples combinado. ¿Su defensor más común en esos partidos? TJ McConnell, quien no le permitió anotar ni un solo lanzamiento (0-2 de campo, 2-2 en libres, 2 puntos, 2 asistencias, 2 pérdidas) en 24 posesiones en las que lo marcó.

Otor tema a tener en cuenta: el ritmo de juego. Charlotte terminó 20 sobre 30 equipos en ese aspecto, pero eso se debe mayormente a los partidos de baja de Ball. Cuando tienen a LaMelo en cancha, corren incluso a un ritmo superior al que lo hace Indiana con sus titulares. Y eso que los Pacers terminaron 5° en ritmo. Esperen un partido de ida y vuelta constante, al menos cuando los Hornets tengan a sus iniciales.

La defensa de Sabonis

Así como a Charlotte lo empuja el juego de LaMelo, en Indiana hay varios candidatos para ocupar esa función: un Caris LeVert de muy buen cierre de campaña, el siempre rendidor Malcolm Brogdon o nuestro elegido para poner el foco, Domantas Sabonis. ¿Por qué vamos con el lituano? Porque su presencia es especialmente amenazante para los Hornets, que fueron el peor equipo de toda la NBA protegiendo el interior de su defensa: permitieron un 55,2% en dobles a sus rivales, marca más pobre de la liga. Algo más preocupante aún siendo que suelen utilizar a pivotes conocidos mayormente por su defensa o juego físico como Bismack Biyombo y Cody Zeller.

Los Hornets han tenido serios problemas para frenar a los pivotes rivales durante toda la temporada y Sabonis no fue la excepción durante los tres cruces previos: el lituano promedió 17,3 puntos, 10,7 rebotes y 6,7 asistencias en esos juegos. Números que no llaman tanto la atención en comparación con su producción habitual, pero lo que sí lo hace es su 64% de cancha. Cuando atacó, Sabonis encontró espacios y ventajas claras ante Charlotte.

Al que mejor le fue defendiendo a Sabonis fue a Zeller (3-7 de campo permitido), pero el lituano tuvo bastantes menos problemas para anotar frente a Biyombo (3-5 de campo) y sobre todo, cuando quedó emparejado con Miles Bridges (4-5 de campo).

Esto último es importante porque Charlotte modificó su habitual quinteto titular en el último partido ante Washington, saliendo con Bridges y Washington como una dupla interior muy baja en el cuadro inicial. Los interiores con los que abre Washington (Hachimura y Len) no son capaces de explotar esos mismatches, pero parece mucho más peligroso recurrir a esa estrategia frente a Indiana. Aún si los Pacers no cuentan con Myles Turner. Esperen ver a Biyombo (o quizá a Zeller) en el cinco de arranque.

En este sentido hay otro tema importante a tener en cuenta. Charlotte reconoce sus problemas para defender la pintura y es por eso que muchas veces su defensa termina cediendo espacio en el perímetro, buscando compensar esa deficiencia interior. Es así que los Hornets fueron el equipo que más triples intentados permitió por partido: 39,5. Los Pacers estuvieron en mitad de tabla en cuanto a intentos (34), pero todo indica que habrá más oportunidades que de costumbre para Justin Holiday, Doug McDermott y compañía.

Algo que por otro lado ya se vio en los cruces de Fase Regular: Holiday, por ejemplo, promedió nada menos que 9 triples por partido a lo largo de los tres juegos. Brogdon lo siguió con 8,5, LeVert con 6 y McDermott con 4,7 en minutos más limitados.

Presión perimetral

Si decimos que Charlotte suele liberar la zona perimetral, todo lo contrario ocurre con Indiana, que normalmente posee una defensa centrada en proteger el tiro de tres: fueron el segundo equipo que menos triples permitió por encuentro (31,5) y con lógica, al que más dobles le lanzaron. La idea en este sentido es clara: teniendo a Myles Turner en la pintura, el resto de los Pacers podían darse el lujo de presionar en la línea de tres, sabiendo que si eran vencidos, tenían una manta de seguridad muy efectiva en su pivote titular.

El problema es que esa manta de seguridad ha desaparecido. Y la diferencia entre tener a Turner o Sabonis en la última línea es enorme: Turner fue el segundo mejor pivote defendiendo tiros cercanos al aro (48,7%), mientras que el europeo terminó 29 entre los 43 que marcaron al menos 5 de esos disparos por encuentro. De la élite a alguien claramente por debajo de la media.

Por ahora, los Pacers no parecen haber cambiado ni ajustado la estrategia: en los últimos 15 partidos de la Fase Regular, todos ellos sin Turner, siguieron enfocados en defender el triple, aún si esto desprotege la zona de dos. El grave problema es que mientras tuvieron a Turner permitían un 60,6% de acierto en la zona restringida (3° mejor marca), desde que lo perdieron pasaron a un 64,2% (marca 15°). Misma estrategia, diferentes resultados.

La duda es si cambiarán para este juego ante los Hornets o seguirán dependiendo de lo que Sabonis (o Goga Bitadze cuando ingresa) pueda darles como protector. Si no hay ajustes, será interesante ver cómo reacciona Charlotte, normalmente un equipo mucho más triplero (9° en intentos) que penetrador (23° en dobles). Claro que si la concentración de la marca de Indiana sigue puesta en el exterior, los de Borrego deberán ser inteligentes y ponerle presión a Sabonis y compañía en la pintura.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Monte Morris
Morris y su trabajo para ser titular en Denver
Leandro Fernández
rj Hampton
RJ Hampton, la llave de la rotación de Orlando
Nacho Losilla
Julius raedle
Randle y el objetivo del título con los Knicks
Nacho Losilla
JJ Redick
Redick y su lugar histórico para el triple
Leandro Fernández
Korver
¿Qué jugadores anunciaron su retiro?
Juan Estevez
klay-thompson-111920-ftr-getty
¿Cuál será el regreso más destacado de la 2021-22?
Juan Estevez
Más noticias