);
NBA

Los mejores cinco momentos del año 2018 en la NBA

#Warriors Champions

Se termina el 2018 y es el momento en donde todos hacen sus listas y ordenan sus memorias. Por eso, en NBA.com no podemos quedarnos afuera y armamos el Top 5 de momentos en el año calendario que pasó, donde los Warriors revalidaron su título y LeBron James cambió de Conferencia, entre otras grandes historias.

#5 - La aparición de Luka Doncic

No se podía arrancar este top 5 de otra manera. El esloveno Luka Doncic es la gran sorpresa de la temporada 2018-2019. Sorpresa para algunos (nunca nos olvidaremos que Phoenix, Sacramento y Atlanta lo pasaron), ya que Luka venía de consagrarse en Europa con apenas 19 años. El joven está marcando números en su primera temporada que lo comparan con nombres que marcaron la NBA para siempre: Michael Jordan, Oscar Robertson y Grant Hill son los únicos que en su primer año tuvieron 19+ puntos, 6+ rebotes y 5+ asistencias, pero Luka es el único en la historia en hacerlo con un 37% de efectividad de triples. ¿Irá al All-Star? Es una gran posibilidad. Lo cierto es que Dallas Mavericks está en la conversación de playoffs gracias a este niño maravilla, que noche tras noche demuestra que, bajo la tutela del mejor europeo de todos los tiempos, Dirk Nowitzki, llegó a la NBA para grabar su nombre.

#4 - James Harden recibe su tan esperado MVP

La temporada anterior lo había perdido a manos de su ex compañero en Oklahoma, Russell Westbrook. Pero a sus 28 años y tras 9 años en la NBA, la estrella de los Houston Rockets superó a LeBron James y Anthony Davis para alzarse como el mejor jugador de la Liga. En la temporada 2017-2018 lideró en puntos por partido, con 30,4 por juego, y los Rockets fueron el equipo con mejor récord de ambas Conferencias, con 65 victorias y 17 derrotas. Además, forzaron a los Golden State Warriors a un séptimo juego en las Finales del Oeste: pero la ausencia de Chris Paul fue decisiva, sin contar el terrible récord de 0 de 27 triples en aquel partido. La barba también sumó 8,8 asistencias, 5,4 rebotes y 1,7 robos por partido en una legendaria temporada regular para él.

#3 - Un histórico mercado de transacciones

Apenas se largó la Agencia Libre, unos minutos pasados de las cero horas del primero de julio, Paul George tomó la primera gran decisión: cuando todos pensaban que armaría las valijas para irse a Los Angeles, el alero All-Star (que en esta temporada promedia los mejores números de su carrera) anunció que firmaría nuevamente con Oklahoma City Thunder para ir en busca del título con su amigo Russell Westbrook.

Luego llegó la otra bomba nuclear. El primer domingo a la noche de la Agencia Libre, LeBron James anunció que su reinado en la Conferencia Este había finalizado y se mudaba a Los Angeles Lakers. Cuatro años y un contrato millonario sellaron el trato, y con él los Lakers trajeron a otros veteranos: Rajon Rondo, Lance Stephenson y Javale McGee. Sumados al núcleo joven que ya estaba establecido, el Rey ya puso a la franquicia angelina en puestos de playoffs y en el partido de Navidad, sin él más de la mitad del partido por lesión, los Lakers destrozaron a los Golden State Warriors. LeBron cambió el paradigma de la NBA con su decisión y le añadió un picante extra para ver los playoffs de esta temporada.

Cuando esa parecía ser la mayor bomba de todas, llegó una que nadie se esperaba. DeMarcus Cousins desembarcaba en la bahía. Sí, uno de los mejores pivotes de la NBA se iba al mejor equipo de la NBA, bicampeón actual y repleto de All-Stars. Es más, cuando Cousins por fin vuelva de su lesión, los Warriors podrán formar con cinco estrellas: Curry, Durant, Thompson, Cousins y Green.

Y si hablamos de momentos esperados tenemos que mencionar el canje más grande de los últimos tiempos. Peculiar, porque fue un intercambio que con el tiempo terminó funcionando para los dos equipos. Kawhi Leonard dejó el calor de Texas y fue trasladado al frío de Toronto, mientras que DeMar DeRozan, la cara de los Raptors y líder no solamente espiritual del equipo sino estadístico (máximo anotador de todos los tiempos) se unió a las filas de Popovich. Al principio, parecía que a ninguno de los dos le gustaba el cambio. Pero Leonard parece haber vuelto a su mejor versión (está en la conversación para MVP mientras que los Raptors fueron el líder de la Conferencia Este durante la mayor parte de esta temporada) y DeRozan se acomodó con el tiempo para ser la mayor carta anotadora de unos Spurs que repuntaron de cara al receso de mitad de temporada. Unos cambios bastantes movidos en la NBA que es noticia los 12 meses del año.

#2 - Un momento para la historia: JR Smith se confunde el marcador*

No hay excusa para no incluir este momento en la lista. Realmente no la hay. Uno de esos instantes que apenas suceden todos saben que quedará para los libros de la historia. Con 4,7 segundos por jugar, JR Smith agarró el rebote ofensivo del tiro libre de Hill y en vez de anotar el doble de la victoria, comenzó a correr con la pelota para expirar el reloj. ¿Por qué? Porque pensó que su equipo estaba ganando. Sí, confundió el marcador en el partido más importante de todos.

Eso le terminó costando el primer partido de las Finales a los Cavaliers. Un partido donde LeBron James se había transformado en un monstruo: anotó 51 puntos pero no fueron suficientes. Finalmente, los Warriors barrieron a los Cavaliers y LeBron salió a decir que luego de ese primer partido golpeó a una pared y su mano no fue la misma por los otros tres juegos restantes.

*Nunca hay que dejar pasar que George Hill erra el último libre, lo que hubiera salvado a JR Smith de su error y le hubiera dado la victoria a los Cavaliers.

#1 - Golden State Warriors confirma la dinastía

Con la barrida a los Cavaliers en las Finales, los Warriors se pronunciaron bicampeones de la NBA y confirmaron ser la dinastía moderna que gobierna la Liga. Con 3 títulos en 4 temporadas (en una perdieron la Final) los dirigidos por Steve Kerr son el equipo a vencer y tienen la posibilidad de conseguir el three-peat, algo que no sucede desde Los Angeles Lakers con Shaq y Kobe Bryant. Desde su arribo, Kevin Durant consiguió dos títulos y dos MVP de las Finales, y es el socio perfecto de un Curry que va camino a consagrarse como el mejor tirador de todos los tiempos. Y si algo le falta a este equipo en esta temporada, es el regreso de la lesión de DeMarcus Cousins: allí quizás logren tener en cancha a uno de los mejores quintetos de toda la historia de la NBA. Está por verse el futuro, pero es más que claro que son los grandes favoritos para revalidar el título.

Más en NBA.com

Giannis
Giannis padeció la defensa de los Raptors
Pablo Schatzky
Marc Gasol
Gasol, clave en la victoria de Toronto
Pablo Schatzky
#Kawhi
Toronto sobrevive en doble overtime y vence a Milwaukee
Pablo Schatzky
bucks-lopez-ilyasova-ftr.jpg
¿Pueden los Raptors frenar al banco de Milwaukee?
Kyle Irving
Andre Iguodala
Iguodala no sufrió una lesión de gravedad
Matias Baldo
Draymond Green
La autocrítica de Draymond Green
Matias Baldo
Más noticias