);
Playoffs 2019

NBA Playoffs 2019: La redención de los bases, el punto en común de la segunda semana

Bases

Philadelphia 76ers, Oklahoma City Thunder y Toronto Raptors arrancaron con el pie izquierdo en sus primeros partidos de estos Playoffs 2019. A excepción de OKC, Philly y Toronto fueron emparejados con rivales que se ubicaron por debajo en la tabla de posiciones finales, por lo que el golpe fue aún más duro. Analizados los partidos y tras la euforia por ser el debut de cada uno de ellos en esta postemporada, las críticas recibidas a los bases de cada uno de las franquicias mencionadas fue devuelta con actuaciones personales clave en la victoria siguiente. A continuación, un breve análisis de Ben Simmons, Kyle Lowry y Russell Westbrook, quienes transitaron el mismo camino en este inicio de Playoffs: el de la redención.

Kyle Lowry

Orlando Magic sorprendió a propios y ajenos cuando se robó el primer juego de la serie frente a Toronto Raptors de visitante en Canadá. DJ Augustin, el base de Orlando, fue increíblemente superior a su par Lowry, quien acabó el juego con un desastrozo 0 de 7 campo y ningún punto anotado, lo que reflotó viejos rumores de que Kyle no está hecho a medida de la postemporada. A pesar de que el Mundo NBA lo responsabilizó por completo por aquella mala pasada, sus compañeros lo salieron a apoyar post partido.

"Tenemos que motivarlo a que (Kyle Lowry) siga tirando. Tuvo buenos disparos pero que no entraron. Va a entrar en ritmo, los últimos cinco partidos no los pudo jugar. Creo que definitivamente va a jugar mejor", comentó Kawhi Leonard aquella vez. Lo mismo dijo Steve Cliffor, entrenador de los Magic, acerca de su desempeño. "No anotó lanzamientos, pero cuando tenés tiempo de sentarte y mirar, te das cuenta que jugó un muy buen partido. Su impacto en el juego fue tremendo, es un problema en los dos costados de la cancha".

MÁS: La redención de Kyle Lowry, el líder de Toronto

Y vaya si tenía razón. Ya en el segundo encuentro, Lowry sumó 22 puntos (6-9 dobles, 2-4 triples, 4-5 libres), 4 rebotes, 7 asistencias, 2 robos y un tapón en 38 minutos de juego. Fue su mejor anotación desde el 10 de marzo (en fase regular contra Miami, cuando metió 24) y el base se llevó todos los elogios. Para confirmar su remontada, en el tercer partido donde se pusieron 2-1 tuvo un doble-doble con 12 puntos y 10 asistencias.

Ben Simmons

Quizás una de las mayores polémicas de estos Playoffs se dio tras su primer partido, cuando Brooklyn Nets pegó primero y se llevó la victoria en la casa de los 76ers con un Ben Simmons que por momentos parecía perdido en la ofensiva. Ese match, el australiano terminó con apenas 9 puntos y un -21 en total (el peor del partido). En el segundo partido Simmons mostró atisbos de lo que realmente es, posteando un triple-doble para lograr el empate tan necesitado de local.

MÁS: Ben Simmons consuma su venganza

Aún habiendo ganado, aún reinaron dudas sobre su funcionamiento y comenzó lo divertido: Jared Dudley, jugador de los Nets, le puso picante a la serie al aclarar que Simmons se pierde en ofensiva una vez que cruza la mitad de la cancha. Parece que fue lo peor que podría haber hecho el veterano de Brooklyn, porque Simmons salió a comerse el Barclays Center y lo dominó con su mejor actuación en Playoffs desde que debutó el año pasado en la NBA: 31 puntos (11 de 13 intentos), 9 asistencias, 4 rebotes, 2 robos y 3 tapones. Además, desde la línea de castigo anotó 9 de sus 11 intentos, desafiando a su 60% de efectivad en la temporada regular.

Russell Westbrook

Westbrook ya se hizo un nombre en la NBA por ser la cara del atletismo, la entrega, la garra y el ir para adelante sin importar a qué costo. Pero a veces, su ímpetu le juega una mala pasada. En los primeros dos partidos, un Russ con sentimientos a flor de piel se dejó llevar por el one-and-one,
tête à tête, mano a mano con Damian Lillard y los resultados fueron catastróficos: Oklahoma perdió los dos primeros partidos y Westbrook se retiró de Oregon con un 1 de 10 en triples y la carga de haber sido el máximo responsable de las derrotas.

MÁS: Westbrook se desquita con Lillard y lidera a OKC

"No hay de qué preocuparse", admitió Russ luego del segundo partido. Y como Lowry, estuvo a la altura de sus declaraciones. En el primer partido de local en el Chesapeake Arena, Westbrook marcó 33 puntos y entregó 11 asistencias (con 5 rebotes) con un increíble -dada la temporada regular que tuvo y los primeros dos partidos de Playoffs- 4 de 6 desde la línea de triples. Russ tuvo dos momentos que claramente lo mostraron como que estaba sintiendo la noche a flor de piel. Primero, la tapa mencionada anteriormente. Segundo, el momento en el que anotó un doble con falta sobre Dame y "sacó a pasear al bebé", uno de sus festejos característicos sobre los rivales.

Lowry, Westbrook y Simmons le mostraron a todo el Mundo NBA que un tropezón no es caída. Que un desajuste a la altura de Playoffs se puede solucionar al otro partido. Que nada es tan drástico como parece. Y que por algo son tres de los mejores bases del Planeta.

Más en NBA.com

Harris Murray
Los Nuggets cortaron la mala racha
Juan Estevez
Love
Love, héroe para Cleveland en San Antonio
Juan Estevez
Luka Doncic
La Lukamanía ganó más seguidores en México
Carlos Herrera Luyando
Sixers
Embiid y los Sixers quebraron el invicto en Boston
Juan Estevez
Pistons vs. Mavericks
¡En vivo! Pistons vs. Mavericks
Carlos Herrera Luyando
Conferencia del anuncio de la NBA G-League
México tendrá franquicia de la NBA G-League
Carlos Herrera Luyando
Más noticias