);
NBA Draft 2020

Las mejores y peores elecciones de Washington Wizards en la historia del NBA Draft

Continuamos repasando los antecedentes en el Draft de las diferentes franquicias de la NBA y en este caso vamos por con una franquicia con casi 60 años de historia en el evento, Washington Wizards.

Más Draft: Suns | Lakers | Celtics | Bulls | Rockets | Spurs | Heat | Sixers | Knicks | Nuggets | Mavericks | Pacers | Raptors | Blazers | Kings | Magic | Nets | Hawks | Cavs | Hornets | Clippers | Pistons | Bucks | Grizzlies

Durante sus diferentes pasos por Chicago, Baltimore y Washington, la franquicia supo encontrar en el Draft un gran número de futuros miembros del Salón de la Fama, además de armar por esa vía a los planteles más competitivos y exitosos de su historia: desde el conjunto que ganó el título en 1978, al que supo dar pelea en el Este durante la última década. Claro que en el camino también aparecen errores rotundos, con nombres históricamente apuntados como bust. Repasemos sus antecedentes.

Mejores elecciones de la historia del Draft de los Wizards

Walt Bellamy - #1 en el Draft de 1961

La historia de la franquicia con el Draft no pudo tener un mejor comienzo, si tenemos en cuenta que su primera selección (por ese entonces como los Chicago Packers) fue un futuro miembro del Salón de la Fama: Walt Bellamy, tomado con el primer pick de una clase 1961 extremadamente floja.

El impacto de Bellamy fue inmediato y en su primera campaña como profesional promedió nada menos que 31,6 puntos y 19 rebotes, quedándose con el ROY de ese año. El enorme pivote de 2,11 metros jugó cuatro campañas en el equipo (posteriormente con su mudanza a Baltimore), en las que tuvo una media de 27,6 puntos y 16,6 rebotes, para ser elegido a cuatro All-Star Games.

Luego registró pasos por New York, Detroit, Atlanta y New Orleans, retirándose con un promedio de 20,1 puntos y 13,7 rebotes en 1043 partidos como NBA. Más allá de que su éxito fue mucho más en el plano individual que en el colectivo, en 1993 fue lógicamente inducido en el Salón de la Fama. Después de todo, estamos hablando de un jugador que aparece 36° en la lista de anotadores históricos y 11° entre los reboteros.

Gus Johnson - #10 en el Draft de 1963

Hablando de reboteros, los Bullets se quedaron con otro excepcional en 1963, eligiendo a Gus Johnson en la 2° Ronda de aquel Draft, luego de tener una elección fallida en la primera (Rod Thorn con el 2° pick).

Johnson jugó nueve temporadas en Baltimore, promediando 16,2 puntos y 12,1 rebotes, además de 2,5 asistencias, antes de tener un breve paso por Phoenix y por Indiana (ABA), donde consiguió el título con los Pacers en la 1972-1973.

En su currículum aparecen cinco convocatorias al All-Star Game, cuatro ingresos al quinteto All-NBA y dos al All-Defensive. Palmarés que lo llevó a ingresar en el Salón de la Fama en el 2010.

Earl Monroe - #2 en el Draft de 1967

Los aciertos de Washington en la década del '60 continuaron en 1967, eligiendo a Earl Monroe con el segundo pick del Draft. La Perla pasó cinco campañas en Baltimore, antes de ser traspasado a New York, en las que promedió 23,7 puntos, 4,6 asistencias y 3,7 rebotes.

Ya en los Knicks sus números bajaron a 16,2 unidades y 3,5 asistencias, pero fue allí donde pudo conseguir su único anillo de campeón (1973), conformando junto a Walt Frazier una de las mejores media-canchas de todos los tiempos.

Los registros hablan de que el súper talentoso Monroe participó de cuatro All-Star Games, formó parte de un quinteto All-NBA y ganó el ROY en 1968. En 1990 fue inducido al Salón de la Fama.

Wes Unseld - #2 en el Draft de 1968

Un año después, llega el que seguramente haya sido el pick más importante en la historia de la franquicia: Wes Unseld, tomado con la segunda selección en 1968, detrás de un Elvin Hayes con el que una década más tarde se uniría para ganar el título en 1978.

Unseld es el jugador más importante en la historia del equipo, pasando sus 13 temporadas allí, entre Baltimore y Washington. Aunque sus promedios de 10,8 puntos, 14 rebotes y 3,9 asistencias no son espectaculares, su palmarés ayuda a dimensionar su impacto: cinco All-Star Games, MVP de la liga como novato en 1969 (obviamente también ganó el ROY) y MVP de las Finales de 1978.

Unseld, quien falleció el pasado 2 de junio a los 74 años, ingresó al Salón de la Fama en 1988, destacando por su liderazgo, capacidad rebotera, presencia defensiva y sobre todo, aportes colectivos por encima del lucimiento individual.

John Wall - #1 en el Draft de 2010

Para el siguiente pick importante de Washington hubo que esperar nada menos que 42 años, cuando los Wizards tomaron a John Wall con la primera selección del Draft del 2010.

Con sus lesiones recientes y uno de los contratos más criticados del último tiempo, es fácil olvidar que el base surgido de Kentucky fue uno de los más determinantes de la competencia durante su plenitud física: en las nueve temporadas que lleva en la NBA ha promediado 19 puntos y 9,2 asistencias, siendo elegido a cinco All-Star Games, un Quinteto All-Defensive y uno All-NBA.

Más | John Wall, de Washington Wizards: "No voy a jugar al básquet en esta temporada, estoy esperando a la siguiente"

Veremos cuánto más logra agregarle a su carrera en el futuro.

Bradley Beal - #3 en el Draft de 2012

Dos años después de Wall, Washington tomó al otro jugador clave para sus mejores años de la última década: Bradley Beal, tercero en el orden del 2010.

Beal tuvo unos primeros años destacándose a la sombra de Wall, pero en los últimos cuatro ha explotado como uno de los mejores anotadores de la liga. Desde 2016 a la fecha promedia 25,1 puntos, 4,8 asistencias y 4,2 rebotes. Números que han encontrado su techo en la actual temporada, pasando la barrera de los 30 tantos por encuentro (está en 30,5).

Peores elecciones de la historia del Draft de los Wizards

Bill McGill - #1 en el Draft de 1962

Si bien la década del '60 trajo mayormente aciertos para la franquicia, también tuvo sus errores garrafales. Uno de ellos ocurrió en 1962, cuando con el primer pick de ese Draft tomaron a Bill McGill, un pivote con pasado en la Universidad de Utah.

McGill duró apenas 66 partidos en el equipo, promediando 7,2 puntos y 2,7 rebotes, antes de tener girar por la liga con Knicks, Hawks y Lakers (eventualmente terminó su carrera en la ABA).

Su producción cuando podía estar en cancha no estaba nada mal: promedió 23,2 puntos y 8,8 rebotes por cada 36 minutos durante sus 158 juegos NBA, dejando incluso su legado como el aparente creador del gancho en salto (jump hook). Sin embargo, su rendimiento defensivo era tan flojo, que aún con todo lo bueno que hacía en ataque, los equipos no confiaban en él.

El error es todavía más grave cuando tenemos en cuenta que sobre la mesa había futuras figuras como John Havlicek, Zelmo Beatty, Kevin Loughery y Chet Walker.

Gary Bradds - #3 en el Draft de 1964

Si lo de McGill no funcionó, qué decir de Gary Bradds, tomado con el tercer pick de 1964. El ala pivote jugó solo 41 partidos como novato en Baltimore (3,3 puntos) y luego tres en la siguiente campaña (2,3 tantos), para retirarse de la liga a los 23 años, con solo 44 encuentros en sus hombros.

Eso sí: en su favor hay que decir que algunos años más tarde llegaría a tener un par de buenas temporadas en la ABA, incluyendo una 1968-1969 en la que promedió 18,7 puntos y 7,7 rebotes con Oakland (equipo que se mudaría justamente a Washington, al año siguiente).

Kwame Brown - #1 en el Draft de 2001

Si de errores en el Draft hablamos, imposible dejar afuera a Kwame Brown, primera selección del Draft del 2001, por encima de All-Stars como Pau Gasol, Tony Parker, Zach Randolph, Joe Johnson, Tyson Chandler o el propio Gilbert Arenas, quien luego se destacaría en la franquicia.

Más allá de que Brown tuvo una extensa carrera NBA entre 2001 y 2013, nunca justificó su lugar como primer pick. En Washington jugó cuatro años, promediando 7,7 puntos y 5,5 rebotes, transformándose en una de las caras más visibles para quienes estaban en contra de tomar a jugadores provenientes del High School.

Jan Vesely - #6 en el Draft de 2011

Por último, llegamos el caso del checo Jan Vesely, sexta selección del Draft del 2011, por encima de Kemba Walker, Klay Thompson, Kawhi Leonard, Nikola Vucevic y Tobias Harris, entre otros.

Vesely totalizó apenas tres temporadas en la NBA, entre Wizards y Nuggets. Sus promedios lo dicen todo: 3,6 puntos y 3,5 rebotes, con una media de 15,2 minutos por encuentro.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Anthony Davis, Montrezl Harrell y DeMar DeRozan
El seguimiento de todos los agentes libres 2020
NBA.com Staff
Heat
Previa de Miami rumbo a la 2020-2021
Juan Estevez
Argentina
Lo que dejaron los triunfos de Argentina
Agustín Aboy
Holiday
¿Cuánto resolvió Milwaukee de su gran punto débil?
Juan Estevez
Lakers
Previa de Lakers rumbo a la 2020-2021
Agustín Aboy
deandre ayton
Ayton, el gran ganador del arribo de Paul a Phoenix
Juan Estevez
Más noticias