);
New Orleans Pelicans

La posesión: Zion Williamson ya muestra la gravedad de una superestrella con New Orleans Pelicans

Nueva edición de "La posesión", una sección en la cual el Staff de NBA.com analizará a lo largo de la temporada 2019-2020 una posesión en particular de determinado partido, revelando detrás de ella un significado mucho más grande del que parece. En esta oportunidad, es momento de hablar de Zion Williamson, el N°1 del Draft 2019 de New Orleans Pelicans.

Más | Cinco cosas que nos dejó el debut de Zion Williamson con New Orleans Pelicans

Contexto: Por si no lo escucharon, Williamson hizo su tan esperado debut en la NBA el miércoles. Recibió un montón de atención por lo que hizo durante un último cuarto maravilloso e impactante (17 de sus 22 puntos), pero antes exhibió su potencial de superestrella, de maneras más sutiles durante los primeros tres cuartos.

La posesión: Acá, una de ésas maneras sutiles de mostrar el potencial de superestrella para Zion.

Sí, terminó perdiendo la pelota. Pero, por favor, aguarden un momento...

Análisis: Los cinco jugadores de los Pelicans en cancha son Williamson, Lonzo Ball, Jrue Holiday, Brandon Ingram y Derrick Favors. La posesión comienza con Zion poniendo una cortina para Ball, mientras que Holiday e Ingram flotan sobre la línea de tres puntos y Favors se encamina hacia la esquina del lado débil.

Favors no puede espaciar la cancha de la misma manera que Holiday e Ingram (está tirando 5-21, 23,8%, en lanzamientos fuera de la pintura en la 2019-2020), pero es uno de los mejores anotadores de la liga después de cortes. Según NBA.com, ha generado más de un cuarto de su ofensiva a través de esas posesiones en esta temporada, y se ubica en el 45° porcentual, con 1,25 puntos por posesión.

Más allá de no ser un tirador, el interno sabe cómo encontrarse disponible cuando su defensor sale a una ayuda.

Si bien no hace contacto con el defensor de Ball en la cortina, Williamson continúa hacia el aro cuando observa que su defensor, Trey Lyles, cubre para prevenir que Ball llegue en profundidad.

Zion recibe un pase de Ball alrededor del codo y realiza un pique hacia la pintura, atrayendo no uno ni dos, sino tres defensores en el proceso.

Primero, Lyles se recupera hacia Williamson.

Después, DeRozan ayuda soltando a Ingram en el lado derecho, y Aldridge (con Favors) ayuda desde la esquina derecha.

Los pases disponibles para Williamson deberían ser obvios: puede descargar con Ingram para el triple, o con Favors para una cómoda bandeja.

Lamentablemente para New Orleans, Williamson hizo la lectura incorrecta y lanzó la pelota hacia afuera, cometiendo su primera pérdida del partido.

¿Por qué importa?: No vamos a decir que Zion jugó bien durante los primeros tres cuartos de su debut. Es más, tenía casi tantas pérdidas (4) como puntos (5), y no se parecía en nada al jugador que dominó en la pretemporada. Pero esta es una posesión que se destaca, incluso cuando estuvo complicado por la cantidad de atracción y atención que generó.

El espaciado es algo que ha crecido en popularidad en los últimos años, principalmente por Stephen Curry, la superestrella de Golden State Warriors. Siendo un tirador tan letal, es común ver a Curry generando la atención de varios defensores cuando está jugando un pick and roll o corriendo a toda velocidad sobre cortinas, lo que le permite liberar a sus compañeros para oportunidades de anotación fáciles.

Más | Zion Williamson valoró su debut con New Orleans Pelicans: "Ha sido un sueño hecho realidad"

Esto, entonces, es un ejemplo de la gravedad de Zion. Es diferente a la de Curry por razones obvias (Steph es probablemente el mejor tirador de la historia de la NBA, mientras que el lanzamiento de Zion es el mayor interrogante de su juego), pero es un anotador tan dominante en la pintura que los equipos tienen que ponerle más de un defensor para alejarlo del aro. En ese momento del partido, Zion ni siquiera había anotado, pero los Spurs estaban al tanto de su capacidad después de que les metiera 22 puntos, con 8-11 de campo, en un encuentro de pretemporada.

El próximo paso para Zion es hacer la lectura correcta, y seguramente llegará. Ya ha demostrado ser un pasador sólido, y este ejemplo habla más de que todavía está aprendiendo a conocer quiénes son sus compañeros y dónde se sienten cómodos para recibir la pelota.

Williamson tuvo una posesión similar en el segundo cuarto del mismo partido. Una vez más, recibió a tres defensores en la pintura, aunque esta vez le cobraron falta en ataque. Por un segundo, olvídense que cometió otra pérdida. En lugar, hay que enfocarse en lo abierto que estaba Nickeil Alexander-Walker en la esquina derecha.

Parece una locura considerando que Williamson es un rookie de 19 años que estaba jugando el primer partido de su carrera.

El hecho de que haya fallado en dar el pase correcto en ambas posesiones muestra que todavía tiene mucho para desarrollar, lógico para alguien de su edad. Pero las señales del potencial de superestrella de Zion son claras como el cristal.

Este viernes (19 CDMX, 22 Argentina), su segunda presentación recibiendo a Denver Nuggets.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

John Beilein
John Beilein dejó de ser el entrenador de Cleveland
Agustín Aboy
Camila Kirschenbaum Juan Fernández Florencia Niski Felipe Inyaco BWB 2020
Kirschenbaum y Niski, las uruguayas que brillaron en el BWB
Agustín Aboy
Mitchell Conley
Mitchell sobre Conley: "Me dio toda la confianza del mundo"
Juan Estevez
Al Horford
Horford acepta su nuevo rol en los Sixers
Agustín Aboy
reggie jackson
Reggie Jackson: qué aportará a los Clippers
Nacho Losilla
Juan Fernandez
Juan Fernández en el BWB: "Experiencia única"
Juan Estevez
Más noticias